Aprendizaje colaborativo

El Aprendizaje colaborativo, un modelo educativo innovador

El tiempo en que tener una profesión era garantía para conseguir un buen trabajo quedó atrás. En la actualidad tus oportunidades laborales podrían verse limitadas por la brecha entre las habilidades que demandan las empresas y las que puedes ofrecer como trabajador.

Si deseas un lugar en el mercado laboral de hoy, o ser el dueño de tu propio negocio, necesitas muchas habilidades. Las personas ahora deben trabajar en equipo, dominar la tecnología y tener habilidades de liderazgo. Todas estas destrezas pueden desarrollarse a través del aprendizaje colaborativo. ¿Sabes qué es y cómo implementarlo?

Se trata de un modelo educativo innovador que rompe con el viejo esquema del profesor que lo sabe todo. Se fundamenta en la idea de que el aprendizaje personal se puede enriquecer en un entorno colaborativo.

A través de discusiones grupales, el aprendizaje colaborativo favorece la exploración de nuevos conceptos y contribuye con el desarrollo de las habilidades individuales. Algunas de estas habilidades son la comunicación, la resolución de conflictos y el trabajo en equipo para alcanzar un objetivo común.

El aprendizaje colaborativo hoy es una tendencia, gracias a las ventajas que ofrece la educación virtual. Su implementación ayuda a superar la diferencia entre las habilidades que poseen los candidatos y las requeridas por los empleadores en el mercado laboral. Hay Instituciones universitarias que están a la vanguardia de esta tendencia educativa. Unipanamericana es una de ellas. Esa casa de estudios fomenta el aprendizaje colaborativo en diferentes modalidades.

Bases para implementar el aprendizaje colaborativo

A través del aprendizaje colaborativo, puedes aprender las habilidades que te serán útiles en el mundo laboral. Por ejemplo, las destrezas necesarias para trabajar bajo presión o en equipo. También las habilidades blandas que requieres para aceptar las críticas y resolver conflictos. Usa estos consejos para adoptarlo como parte de tu rutina de estudio.

1. Conforma grupos de estudio

El aprendizaje colaborativo se caracteriza por la interdependencia grupal positiva entre las personas que integran un equipo. Esto significa que todos son responsables tanto de su propio aprendizaje como del aprendizaje del equipo en general. Es importante que los miembros tengan objetivos en común y se apoyen entre sí para obtener los mejores resultados.

2. Define tus objetivos de aprendizaje

Antes de emprender actividades colaborativas, debes tener claro cuál es el objetivo. La meta planteada debe ser comprendida y compartida por todos los participantes. Establecer objetivos comunes favorecerá el trabajo de equipo, fomentará el compromiso con la formación y motivará el deseo de aprender a aprender.

3. Promueve el debate y el contraste de ideas

La comunicación es uno de los principios del aprendizaje colaborativo. Por eso, debes promover el intercambio de información y opiniones sobre el tema de estudio. También es necesario estimular la reflexión y la búsqueda del mejor resultado a través del análisis grupal. Así se podrá establecer un resultado final o nuevo conocimiento.

Recuerda que es a través del debate y el contraste de ideas que tus compañeros y tú aprenderán a resolver problemas. Asimismo, estos ejercicios les permitirán desarrollar capacidades y habilidades de organización, planificación, comunicación, liderazgo y confianza.

4. Aprovecha las tecnologías de información y comunicación (TIC)

Las TIC son vitales para compartir información; promueven la interacción grupal y facilitan los procesos de construcción conjunta de conocimiento. Por eso, es necesario utilizar las herramientas digitales disponibles en escenarios de enseñanza-aprendizaje.

Utilízalas herramientas que puedes encontrar en chats, foros de discusión, ambientes de enseñanza virtual y webinars. Aprovecha también el alcance de las redes sociales para construir aprendizaje por medio de la discusión, la reflexión y la toma de decisiones.

5. Usa herramientas de autoevaluación y coevaluación

Cada persona y cada grupo deben evaluar su desempeño de forma individual y colectiva. El objetivo es evaluar y coevaluar tanto aciertos como errores, para hacer los cambios necesarios en la siguiente tarea a resolver. La evaluación debe ser continua, a fin de hacer posibles rectificaciones en las dinámicas y lograr los objetivos.

El aprendizaje colaborativo contribuye a la formación profesional de los estudiantes, quienes enriquecen su experiencia educativa gracias a la interacción continua con sus pares. Esta construcción conjunta permite desarrollar habilidades esenciales en el mundo laboral de hoy, como la comunicación efectiva y el liderazgo. No esperes más, ¡intégrate a la experiencia de aprendizaje colaborativo que te ofrece Fundación Universitaria Compensar!

Bibliografía:

Borrasca B. (2014). El aprendizaje colaborativo en la universidad: referentes y práctica. Revista Docencia Universitaria, 12. Recuperado de file:///C:/Users/berroteran/Downloads/5624-18167-2-PB%20(1).pdf

Aguirre R. (2012). Las comunidades virtuales de aprendizaje. Apertura, 4. Recuperado de: http://www.udgvirtual.udg.mx/apertura/index.php/apertura/article/view/313/280

Arias M. (2016). 5 ventajas del aprendizaje colaborativo en aula que te inspirarán para aplicarlo en cualquier área. Elige Educar. Recuperado de https://eligeeducar.cl/5-ventajas-del-aprendizaje-colaborativo-para-utilizarlo-en-cualquier-area

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *